#Morelia, #Michoacán, a 15 de octubre de 2019.- Rosaura Domínguez Rodríguez, sobreviviente de cáncer de mama, es un ejemplo de tenacidad y lucha, hoy, invita a la población a tomar conciencia a tiempo, ya que está convencida de que las acciones de detección oportuna pueden salvar muchas vidas.

“Es muy importante que acudamos a realizarnos la mastografía anual, hace 10 años fui víctima de este padecimiento, el cual, reconozco, fue a causa de descuido en mi persona, dejé un año sin realizarme mi mastografía, pese a que tenía antecedentes familiares con cáncer (papá, mamá y hermana); por eso, invito a las mujeres a cuidar su salud y acudir a su médico de manera periódica además de que se realicen su autoexploración”, enfatizó.

Tras una serie de estudios, afirma que se desmoronó al recibir el diagnóstico, que fue seguido de una cirugía oportuna donde le quitaron el seno izquierdo y algunos ganglios, recibió quimioterapia e inmunizaciones.

“Todo lo que luché fue pensando en mis hijos, en mi familia, bendito Dios me operaron a tiempo, fue muy doloroso, pero estaba consciente que era por mejorar y cuidar mi salud”, señaló la paciente.

“Estoy agradecida con todos los médicos, enfermeras y personal en general del Centro Estatal de Atención Oncológica (CEAO), ya que se volvieron parte de mi familia, me apapacharon y cuidaron cuándo más lo necesité y siempre con una sonrisa y palabras de aliento me han brindado fuerza para seguir adelante”, concluyó.

El Gobierno del Estado, a través de la Secretaría de Salud de Michoacán, hace uso de todos los recursos disponibles para que historias de vida como las de Rosaura sean posible, en un esfuerzo hombro a hombro con quienes padecen algún tipo de cáncer.