El Punto de Acuerdo fue aprobado por mayoría por el Pleno de la LXXIV Legislatura Local

El Pleno de la LXXIV Legislatura Local aprobó por mayoría la Propuesta de Acuerdo presentada por el diputado local Octavio Ocampo Córdova por el cual se exhorta a los secretarios de Hacienda y Crédito Público y de Educación Pública Federal, para que se reasigne una partida especial presupuestaria de manera urgente para que resuelva el déficit en el sector educativo en Michoacán, a fin de garantizar la estabilidad en este sector y en la propia entidad.

Al hacer uso de la tribuna, el diputado local integrante de la Comisión de Educación en el Congreso del Estado expuso la problemática que enfrenta el sector educativo en Michoacán y la afectación que se ha generado a las finanzas del estado ante la insuficiencia de recursos que se asignan a dicho sector.

Por ello, Octavio Ocampo demandó que se reasigne de manera urgente una partida especial presupuestaria, con el objetivo de que se resuelva el déficit en el sector educativo del estado y se federalicen las plazas estatales vigentes.

En ese contexto, se aprobó la propuesta del legislador en la que se hace un llamado a la federación para reasignar a la brevedad, una partida especial presupuestaria, a fin de que se resuelva el déficit que existe en el sector para el cierre del Ejercicio Fiscal 2019 y que el magisterio del Estado, con clave estatal, cambien al esquema federal y reciban su salario, bonos y prestaciones en tiempo y forma.

En el Punto de Acuerdo aprobado se hace un exhorto al Titular del Ejecutivo Federal para que instruya a los titulares de Hacienda y Crédito Público y de Educación Pública Federal, así como al Gobernador de Michoacán, para que, en el ámbito de sus competencias, realicen la instalación de mesas de diálogo con los trabajadores de la educación de los tres niveles educativos, a quienes se les adeuda compromisos de salarios, bonos y prestaciones por motivo del déficit presupuestal que tiene el estado.

De la misma forma, se hace un llamado a la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Cámara de Diputados para que reasignen en el Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2019, el recurso suficiente en Ramo 11 y Ramo 33, que abata el rezago económico generado por las negociaciones entre la Federación, el Estado y las representaciones sindicales del gremio, con el objeto de que los maestros y trabajadores de la educación en Michoacán no se encuentren en la incertidumbre económica para el cumplimiento de salarios, bonos y prestaciones.

“En Michoacán no logra cumplir a cabalidad la prestación de estos servicios, por la falta de presupuesto y liquidez en razón de su déficit presupuestal que, cada año, se incrementa de manera considerable, ya que no se cuenta con un apoyo integral por parte de la federación”, sostuvo el diputado Octavio Ocampo.

El diputado local por el Distrito de Huetamo expuso en tribuna que el Acuerdo Nacional para la Modernización de la Educación Básica celebrado en 1992, con el paso de los años, se convirtió en una carga que afecto de manera grave las finanzas estatales debido al incumplimiento Federal de los principios establecidos, así como a las políticas públicas diseñadas e implementadas en las últimas décadas que fortalecieron y retomaron el centralismo en las decisiones educativas y disminuyeron en términos reales los recursos económicos que se asignan para la atención de la educación básica y normal.

Aunado a ello, el problema se agudizó derivado de la doble negociación salarial establecida desde 1993, hasta la implementación de la negociación nacional única en el 2015, lo que ha generado graves desequilibrios en las finanzas públicas estatales que hacen imposible e inviable continuar con los compromisos asumidos en el Acuerdo Nacional.

El diputado local recordó que en año 2014 el Gobierno Federal volvió́ a centralizar la nómina a través del FONE, reconociendo el problema que había propiciado la doble negociación con el magisterio, por un lado con el gobierno federal, y por otro con el gobierno del estado. «Sin embargo, en este proceso no se reconocieron las plazas estatales creadas, aunque también fueron minutadas en el marco del acuerdo de 1992, objeto de la centralización».

Además de que la Federación y el Congreso de la Unión, no otorgan los recursos suficientes para abatir el rezago económico de los estados y en específico de Michoacán, quien actualmente tiene un déficit presupuestal de 5 mil millones de pesos en materia educativa.

Recordó que esta administración estatal se declaró sin dinero para garantizar este año el pago a los 29 mil maestros que tienen claves estatales, señalando, además, que no se cuentan con los tres mil 600 millones de pesos que se requieren para cubrir las quincenas del magisterio michoacano, hasta el mes de diciembre, aunado a que no hay recursos económicos para pagar adicionalmente mil 100 millones de pesos por concepto de bonos a las y los profesores estatales de esta entidad.

Por lo anterior, celebró el respaldo de la mayoría del Congreso del Estado quienes aprobaron este Punto de Acuerdo, el cual confía sea atendido a la brevedad por el gobierno federal.